Contacta con Nosotros

Policiales

“Me dijeron que me bajara del vehículo o me daban un tiro”

Un hombre denunció que este lunes a la mañana, en un violento asalto que le hicieron afuera de la empresa para la cual trabaja; le robaron plata, el celular y la camioneta, pero en la policía dicen tener dudas sobre si contó toda la verdad o inventó algo.

Publicado

en

El vehículo apareció después a la altura del ingreso de la planta del GIRSU, al noreste de Trelew; a un costado de la ruta 3 y el atraco, según el denunciante, fue en la zona del parque industrial liviano: a unos tres kilómetros de ahí.

Según la policía, ellos recibieron un llamado de un compañero de trabajo de la víctima, alrededor de las siete y media, en el que se daba cuenta de que el hecho había ocurrido en el exterior de la firma “Molkasur”, en las inmediaciones de Galina y Chiquichano.

Posteriormente, confirmaron que quien denunciaba el asalto era un distribuidor de la empresa, al que le habían sustraído la Peugeot Partner tras ser sorprendido, en principio, por un ladrón encapuchado, con guantes y vestido de negro al que después se le sumaron otros dos, también con sus rostros cubiertos, que lo hicieron descender del vehículo amenazándolo uno de ellos con que si no lo hacía le daría un tiro, pese a que la victima habría referido que nunca vio que los delincuentes estuvieran armados.

“Primero, se nos avisó que le habían sustraído el vehículo; cuando el oficial llegó al lugar se encontró con otro relato en el que la víctima afirmó haber llegado al trabajo y que cuando se predisponía a descender del mismo se le aproximó un individuo con pasamontañas y guantes quien le exigió que se baje”, relató el comisario Calderero, titular de la Seccional Cuarta, al hablar del caso por Radio 3 AM 780.

“Él se habría resistido”, continuó, “y allí –aparentemente– apareció otro delincuente, también con pasamontañas y guantes, que le rompió el vidrio del lado del acompañante, eso lo habría amedrentado y decidió bajar; y es ahí en donde vio al tercer ladrón encapuchado que se subió a la camioneta y se fueron”, añadió. “Posteriormente, cuando apareció el vehículo el dueño nos refirió que le faltaba unos 40.000 pesos y un teléfono celular”, acotó Calderero.

Otro asalto

Ahí muy cerca, en el barrio Villa Italia, la semana pasada, ocurrió otro asalto que no había trascendido, hasta ahora. El de dos «motochorros» que le robaron a punta de pistola a la dueña de una agencia de quinielas, al momento en que abría el negocio. Se comenta en el vecindario que fue violento, pero desde la policía, al confirmar el suceso recién en las últimas horas, dijeron que la mujer había sido sorprendida cuando estaba por ingresar al local y que para robarle le habían colocado “algo”, que podría ser un arma de fuego, en la espalda.

Continuar leyendo
Agregar comentario

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Vistas