Contacta con Nosotros

Chubut

Maderna aseguró que el regreso del transporte urbano es inminente

En diálogo con Radio 3, el intendente de Trelew adelantó que la Comisión de Transporte Municipal establecerá en los próximos días la fecha exacta y advirtió que habrá que analizar la nueva estructura de costos, aunque evitó confirmar un eventual aumento del boleto. Se mostró preocupado por la situación de 140 trabajadores de la salud privada relacionada a una clínica psiquiátrica después de una licitación de Seros que implicaría el traslado del servicio a otra ciudad. Respecto del proyecto de ordenanza para el horario corrido del comercio, aclaró que está contemplado para las grandes superficies y que incluso beneficiaría a los negocios más chicos y de los barrios. “Es el momento más duro de la gestión, nunca lo hubiera esperado”, admitió en relación a la crisis que se agudizó con la pandemia de coronavirus.

Publicado

en

Maderna El 22 regreso inminente

 “La Cooperativa está haciendo un trabajo importante en cuanto a las luminarias led, bacheos y cloacas. Es otra imagen para la ciudad y en términos de seguridad, sabemos que hay una gran diferencia con la iluminación a la que estábamos acostumbrados”, destacó Maderna en el inicio del diálogo con “De Cara a la Actualidad”.

“Tenemos algunos puntos estratégicos como la Pista de Atletismo que cuando pase la pandemia volverá a nuclear a muchas familias de la ciudad y otras avenidas y barrios. Progresivamente iremos avanzando con las calles que más circulación tienen en Trelew”, adelantó.

Consultado sobre el regreso del transporte urbano de pasajeros, señaló que “el lunes estuvimos reunidos con los responsables de la empresa, seguramente esta semana o el comienzo de la próxima se reunirá la Comisión de Transporte para definir la fecha estimativa. La vuelta es inminente”.

“Nosotros somos cautos, aunque entendemos la necesidad de los usuarios del transporte público. Pero no hay que relajarse y tomar todas las medidas necesarias, el protocolo está casi listo”, remarcó.

“Seguramente vamos a empezar con una cantidad parcial de unidades y dentro de cada colectivo también habrá un límite de pasajeros. Los pasos se darán progresivamente como lo hicimos con los demás rubros”, recalcó Maderna.

Sobre la posibilidad de un incremento en el costo del boleto, deslizó que “lo vamos a determinar la semana que viene con el Organismo Regulador y los directivos de la empresa. Hay diferentes componentes; la pandemia hace que sea menor la cantidad de usuarios, hay atrasos con los subsidios y ni hablar de la estructura de costos, han aumentado el combustible y repuestos. Es muy complejo para una empresa si no hay una estructura de costos actualizada, aunque con esto no estoy diciendo que habrá un aumento del pasaje”.

“Cuando el gobierno nacional anterior decidió sacar los subsidios nacionales generó un impacto muy grande con las empresas del interior del país, sobre todo en las urbanas”, recordó.

“Al servicio hay que darlo, pero sobre todo mantenerlo, no podemos vivir en una burbuja que después no vamos a poder sostener”, justificó.

Le quitó dramatismo a la discusión en torno a la nueva ordenanza por el horario corrido del comercio que impulsa el sector sindical: “hemos hablado con el concejal Oscar Villarroel, el Sindicato de Empleados de Comercio y la CICECH, hay que buscar un punto intermedio, esto no afectaría a todo el sector comercial, incluso beneficiaría a los comercios más pequeños y de los barrios, no vemos con malos ojos el horario corrido en las grandes superficies comerciales”, admitió.

“Hay cuestiones que se pueden consensuar y corregir, hay que unir a las partes. Estamos diciendo que un número importante de familias de comerciantes podrá seguir abierto hasta más tarde. Tanto el sindicato como la cámara tienen las mejores intenciones en función de esta nueva medida”, valoró.

“Hay que buscar posiciones intermedias y con el diálogo se llegará a un acuerdo. Aunque las cuestiones novedosas siempre tienden a generar alguna resistencia después no funcionan mal”, consideró.

El intendente aseveró que “la situación financiera del municipio sigue siendo muy dura, la recaudación no ha variado mucho desde que comenzó la pandemia, la inversión social sigue siendo muy importante, pudimos pagar los sueldos ayer (martes) dentro del Convenio Colectivo, seguiremos con las becas y terminaremos con los funcionarios de alto rango, que siguen teniendo el descuento del 25 por ciento”.

“Tenemos que afrontar estos últimos meses del año hasta llegar al impuesto anticipado con el que nos capitalizamos para enfrentar el próximo semestre”, sostuvo.

Anheló que “esta autorización de la Legislatura pueda servir para una nueva renegociación de la deuda, estamos todos ansiosos, porque si mejora la situación de la Provincia de una u otra manera ayuda en consecuencia a los municipios”.

“Es el peor momento de la gestión, nunca lo hubiera esperado, pero se pueden seguir haciendo cosas”, rescató.

“Estamos trabajando en mejoramientos habitacionales, las luminarias y el bacheo con la Cooperativa, las obras que acordamos con el gobierno nacional, los cordones cuneta, el mejoramiento de veredas a través de consorcios, la reconversión del Parque Industrial”, precisó.

Anunció que “mañana (jueves) nos vamos a reunir con un inversor que abrirá una fábrica relacionada con la elaboración de anchoas, la ampliación de la fábrica de cajones de pescado, hay otros dos potenciales inversores pesqueros».

Ponderó que «estamos avanzando en beneficios tributarios, es una especie de promoción industrial municipal, queremos mejorar esas calles y sus luminarias también, fortalecer la seguridad, no sólo lo decimos, sino también lo hacemos. Trabajar con las cámaras, los empresarios y los vecinos es la única forma de salir adelante”.

“Estamos dentro del PJ, con mucha tranquilidad, aunque en estos días estamos abocados únicamente a la gestión. Nunca nos fuimos, el tiempo marcará las circunstancias y como se irán acomodando las diferentes situaciones partidarias”, analizó respecto de la cuestión político-partidaria.

Planteó que “seguimos en una situación muy complicada con los trabajadores de la salud privada, hay en riesgo 140 puestos de trabajo de la empresa INPAT que atiende la cuestión psiquiátrica de adultos mayores, hubo una licitación que genera mucha incertidumbre más allá del compromiso de las autoridades de Seros de mantener esos puestos”.

“Es un conflicto de vieja data, en las anteriores situaciones lo pudimos sobrellevar, pero vamos a defender esos puestos de trabajo y por supuesto a los pacientes, no he tenido la oportunidad de hablar con el contador (Miguel) Arnaudo (por el presidente de Seros), o en todo caso con el doctor Pizzi, pero necesitamos tener precisiones de lo que pasará después del nuevo llamado a licitación. Queremos que los pacientes se queden en la ciudad, no nos queremos encontrar con ninguna sorpresa y si hay una empresa nueva debería absorber a los  empleados, para nosotros es indiferente la que sea, va a tener nuestro apoyo porque en eso no nos metemos”, puntualizó.

“No tenemos competencia directa, pero sí una responsabilidad moral porque los empleados son vecinos de Trelew y le dan de comer a sus hijos y compran en comercios de la ciudad”, sentenció Maderna en el final.